Sant Feliu no está preparada para acabar con la inseguridad

Elisabet OrtegaHa llegado el momento en Sant Feliu que cuando un amigo, conocido o vecino te cuenta que ha sido víctima de un robo o ha presenciado peleas en la calle ya ni te sorprendes. Poco a poco Sant Feliu  está dejando de ser la ciudad segura y tranquila que había sido durante los últimos años.

Tras el aumento alarmante de robos en viviendas de este verano registré una instancia pidiendo que se convocara una Junta Local de Seguridad extraordinaria y a la que pudiéramos asistir los concejales de la oposición. Aún estoy a la espera que se me responda oficialmente a esta petición. Sí se celebró una reunión del Consejo Local de Seguridad donde las conclusiones fueron que en verano y Navidad aumentan los robos y que en Sant Feliu estábamos mejor que otros municipios. Ninguna autocrítica y ninguna propuesta para que no vuelva a pasar en las siguientes vacaciones.


Las quejas por la inseguridad en Sant Feliu siguen en aumento y hemos llegado a los hechos sucedidos durante las fiestas del pasado fin de semana. La oposición deberemos esperar al lunes que viene para saber qué ha pasado exactamente.

Actualmente Sant Feliu cuenta con 51 efectivos en la Policía Local. Esto supone una ratio de 1,15 por mil habitantes, para poner la cifra en contexto hay que destacar que la Unión Europea recomienda una ratio de 1,8 por mil. Con estas cifras no nos sorprende que existan quejas sobre inseguridad en nuestras calles. Con un cuerpo tan limitado es imposible que se pueda ofrecer un servicio de calidad y difícilmente podremos dar respuesta a los nuevos riesgos que existen en nuestra ciudad.

Anuncios